Saltar al contenido
Inicio » Cuentas AFC: ¿Cómo funcionan?

Cuentas AFC: ¿Cómo funcionan?

Compartir en:

Qué son las cuentas AFC

Las cuentas de ahorro para el fomento de la construcción – AFC, son un tipo de ahorro programado con el objetivo de comprar vivienda y además de brindar beneficios tributarios. Con este tipo de cuentas, el cliente puede usar el monto de retención en la fuente para el pago de su vivienda, se da como aporte al pago de la cuota inicial de su inmueble o para el pago de las cuotas mensuales del mismo. Es una alternativa interesante, ya que no suele tener un monto mínimo de apertura y es un método de ahorro exclusivo para vivienda, a largo plazo y programado. Solamente necesitas ser mayor de edad y una copia de tu documento.

Te puede interesar: Cuáles son y cómo funcionan los subsidios de vivienda VIS en 2023

¿Cómo funcionan?

Usted puede abrir una cuenta AFC en cualquier establecimiento de crédito vigilado por la Superintendencia Financiera de Colombia. Posteriormente, debe autorizar a la empresa en la que trabaja para que le descuente el valor a ahorrar directamente de su sueldo y lo deposite en su cuenta AFC. Si usted es independiente puede consignar directamente sus aportes o informar a su agente retenedor, antes del pago el valor que este deberá consignar en su cuenta AFC.

Si bien usted puede utilizar dichos ahorros desde el primer mes, el retiro de los recursos para cualquier otro propósito diferente a la adquisición de vivienda (pago del valor de la vivienda, pago de las cuotas de su crédito de vivienda o leasing habitacional) antes de un período mínimo de permanencia de diez (10) años,  contados a partir de la fecha de su consignación, implica que se pierda el beneficio tributario; por lo cual la entidad financiera donde abrió la cuenta efectuará las retenciones inicialmente no realizadas.

Te puede interesar: Crédito hipotecario o Leasing Habitacional ¿Cuál es mejor?

Características principales de las cuentas AFC

  • Usualmente no tienen un monto mínimo de apertura.
  • No generan tarjeta débito y no tiene cuota de manejo.
  • Su fin es destinar el ahorro para el pago de cuotas de créditos hipotecarios o de operaciones de leasing habitacional o pago de cuota inicial de vivienda.
  • Buena opción para depositar sus ahorros destinados para vivienda
Solicita tu CDT Digital Icono
Más dinero, más rentabilidad
Solicitar en línea →
ADS illustration
Credifamilia compañia de financiamiento S.A

Cómo usar una cuenta AFC

  • Puede abrir su cuenta ACF en la cuenta en la entidad financiera de tu preferencia.​
  • Fija un ahorro mensual y solicita a tu empresa que lo descuente de tu salario y lo consigne a la cuenta AFC (el dinero depositados solo se podrá usar para compra de vivienda nueva o usada).​
  • Al momento de adquirir vivienda, gestione con el banco el respectivo desembolso. (Si retira los ahorros con un propósito diferente a vivienda, el banco aplicará la retención en la fuente correspondiente)

Equipo de contenidos  – Credifamilia S.A

Suscríbete al Newsletter de Credifamilia